Los presupuestos generales del estado en CD

Hoy es noticia que Pedro Solves ha llevado los Presupuestos Generales del Estado del año 2006 debajo del brazo al Congreso. Mi primera reacción ha sido de incredulidad: ¿cómo? ¿nuestro Sr. Ministro es una especie de Hulk? ¿Dónde está la furgoneta cargada de los restos de árboles en forma de 50 volúmenes de páginas que nadie se ha leído completo (ni se leerá jamás)?

Claro… sigues leyendo la noticia y resulta que tiene truco: ¡ah, bueno!, ¡es un CD!. Por cierto, un inciso: ¿habrán pagado el canon a la SGAE por los CD en los que han grabado los presupuestos?

Parece que alguien se ha dado cuenta de que, en pleno siglo XXI, con la sociedad (¿zoociedad?) de la información en marcha, sigamos manipulando átomos en lugar de bits (referencia obligada al libro de Negroponte: Mundo Digital). Espero que este derroche de imaginación les lleve a otras iniciativas con una mayor repercusión en la sociedad que una foto monísima con el presidente del congreso diciendo que sus señorías ya lo tienen en su ordenador. ¿Algún día podremos tenerlos también los que no somos señorías? Molaría tener directamente las hojas de cálculo (en formatos libres, por supuesto) y poder consultarlas e interpretarlas libremente. Eso es transparencia, y lo demás son tonterías.

¿Cómo elegir un ordenador?

Es difícil dar unas normas que sirvan para todos y que perduren más de 6 meses, sobretodo al ritmo actual, pero creo que me toca daros algunas pistas.

Estos días, preparando las clases, he vuelto a repasar los últimos avances (los de julio a hoy ;-) en esto de la informática. La verdad es que tampoco hay grandes cosas. Bueno, para ser sincero, si usas el ordenador para hacer los trabajos de clase no ha habido nada realmente nuevo en los últimos 10 años. Eso sí, si pretendes jugar al Republic Commando, KOTOR II, Half-Life 2 o World of Warcraft (¡rayos!, espero no haberme quedado desfasado), entonces ya es otra cosa.

Un compañero tiene un criterio muy bueno que utilizamos en el grupo para comprar los ordenadores y que se mantiene a lo largo de los años. El criterio básico es el procesador. ¿Merece la pena comprarse el ultimísimo modelo de pentium 8 a 2’7 truñohercios? ¿Estamos pagando por algo a lo que no vamos a sacar todo el partido? La respuesta es sencilla: «no» y «si». Al menos para un usuario normal.

Para decidirlo, asumiremos ordenadores con las mismas prestaciones (disco, memoria y periféricos) y nos fijaremos únicamente en el procesador. El criterio podemos resumirlo de la siguiente manera: ordenamos los ordenadores por precio, de menor a mayor. Al final de la lista, suele haber un salto mayor, de unos de 100€, entre un procesador y el siguiente. El criterio es quedarnos con el último antes de ese salto. Mejor con un ejemplo. De una tienda en Internet he descargado la siguiente lista de procesadores y precios:

Procesador Precio
AMD 64 3200 S939 OEM 141,30 €
AMD 64 3000 S939 BOX 147,00 €
INTEL P4-630 3,0 166,50 €
INTEL P4 3,0 PRESCOTT 167,40 €
AMD 64 3200 S939 BOX 181,20 €
INTEL P4-530 3GHZ 195,70 €
INTEL P4-640 3,2 205,60 €
INTEL P4 3,2 PRESCOTT 210,20 €
AMD 64 3500 SCK S939 227,80 €
P4M 1700 (SONOMA) 239,20 €
AMD 64 MOBILE 3200+ 259,20 €
INTEL P4-650 3,4 264,50 €
P4M 1800 (SONOMA) 286,60 €
INTEL P4-550 3,4 291,00 €
AMD 64 3800 S939 BOX 341,50 €
P4M 2000 (SONOMA) 350,20 €
AMD 64 3700 S754 BOX 426,00 €
INTEL P4 MOBILE 2100 501,30 €

Si os fijais en la lista, entre un procesador y el siguiente hay hasta 20€ de diferencia, que aumenta considerablemente entre los 4 últimos. El procesador marcado sería el más adecuado siguiendo este criterio. De esta forma nos aseguramos no hacer el primo pagando el doble de lo que costará dentro de un par de meses, pero conseguimos un equipo potente que seguramente nos dará un buen servicio en los proximos 5 años.

Espero que os sea útil.

Encuestas

Teneis una novedad en la página. Pretendo crear una miniencuestas sobre los temas que estamos viendo estos días en clase.

Son completamente anónimas, así que no habrá represalias ;-). Os animo a participar; el éxito de estas iniciativas depende absolutamente de vosotros.

Y desde aquí os animo de nuevo a que experimenteis con la tecnología. Cread vuestro propio blog. Os prometo que es una buena experiencia, y además, según algunos expertos, escribir en un blog ayuda más que ir al psicólogo.

Top